PaleoArgentina Web. Presentan a Najash rionegrina, la serpiente terrestre mas primitiva.Enchodus, un pez dientes de sable fueron hallados por primera vez en Argentina. Hallan restos fósiles dentales de un Toxodon platenses del Pleistoceno bonaerense. Hallazgo de fósil en el norte de Buenos Aires revela misterios de un río prehistórico. Encuentran fósiles de  un Anmonite del Periodo Devonico en Calafate. Descubren pequeños fósiles en el Río Las Minas.
 
    El Portal Paleontologico mas completo de lengua hispana. Gracias por visitarnos y esperamos su colaboracion.
 

PaleoArgentina Web - Portal Paleontológico

I Pagina Principal I Presentación I Agregar en Mis Favoritos I Imprimir  I Copyright  I Correo I Colabore I Gmail I Grupo Paleo

 

 

Enchodus, un pez dientes de sable fueron hallados por primera vez en Argentina.

Publicado en Paleo. Año 8. Numero 43. Marzo de 2010.

Fue hace 70 millones de años; descubren los primeros restos fósiles de esos especímenes. Es la primera vez que en la Argentina se encuentran restos fósiles de los peces dientes de sable o Enchodus, depredadores que hace unos 70 millones de años nadaban por las aguas del mundo cuando los dinosaurios aún poblaban el planeta.

En uno de los yacimientos fósiles más importantes del país, a 150 kilómetros de la ciudad rionegrina de Lamarque, se encontraron unos ocho dientes muy grandes y característicos de esos peces. Se espera que las piezas aporten más información sobre cómo era el hábitat de la zona cuando todavía Río Negro se encontraba bajo el mar. "En los yacimientos que conocemos en la zona hay una tendencia a encontrar más de lo mismo, salvo las joyitas que salen de lo habitual, como ocurrió en este caso. Es la primera vez en nuestro país que se encuentran evidencias de estos peces típicos de ese período geológico", contó el especialista en peces fósiles Sergio Bogan.

Junto con Federico Agnolin, ambos estudiantes del último año de la licenciatura de Paleontología de la Universidad de La Plata e investigadores de la Fundación de Historia Natural Azara (Universidad Maimónides), comenzaron a fines del año pasado a estudiar los restos que ya hace unos años había encontrado en Bajo Trapalcó el director del museo municipal de Lamarque, Daniel Cabaza.
 
Los investigadores ya tienen los primeros resultados del estudio de los restos hallados: ocho dientes palatinos y un fragmento de mandíbula con un diente incrustado. Pertenecen al Cretácico Superior y estaban sobre una elevación del terreno, a la intemperie, seguramente por la erosión del suelo que producen la lluvia y el viento.  "Después de ese período, ya no se encuentran restos de dinosaurios", precisó Bogan.

En ese yacimiento, hace millones de años, existía una entrada del mar desde el Atlántico que prácticamente llegaba a comunicarse con el Pacífico. Hoy, esa zona es la que forman Río Negro, una parte de La Pampa y el sur de Buenos Aires.  Los peces dientes de sable, precisaron los especialistas, medían por lo menos 1,5 metros de largo y tenían la cabeza mucho más grande que el cuerpo. Poseían dos grandes dientes palatinos, uno a cada lado de sus fauces, que no sólo serían "inconfundibles" por su tamaño, sino también por los bordes y su gran resistencia.

Existe más de una especie de dientes de sable del género Enchodus. "El estudio nos permitirá dilucidar si se trata de la misma especie o no -dijo Bogan-. Por ahora, tenemos indicios de que encontramos más de una." Es que uno de los dientes posee pequeños serruchos en los bordes, sólo visibles al microscopio, que serían característicos del Enchodus ferox. Los restos revelan también que son de ejemplares de distintos tamaños y edades (adultos y juveniles) y sobre uno de los dientes existen dudas de si se trata de algún espécimen ya descripto en otros lugares del mundo. "Si no lo es, estaríamos seguramente ante una especie aún no conocida de los Enchodus ", agregó.

Los peces dientes de sable, de los que se encontraron restos fósiles hasta en la Antártida (en el Cretácico, allí la temperatura era cálida), se alimentaban de otros peces y se extinguieron después que los dinosaurios (hace 65 millones de años), durante la primera parte del período Terciario. "El conocimiento disponible de la etiofauna de la Patagonia es muy fragmentario", señaló Bogan.

Con Agnolin, especialista en aves y peces fósiles, coincidieron en que "estos materiales son de gran interés para comprender la diversidad y evolución de la fauna marina en el cono sur de América". Ahora, podrán comparar las piezas con las obtenidas en otras partes del mundo. Fuente Fundación Azara.

 


Hallan restos fósiles dentales de un Toxodon platenses del Pleistoceno bonaerense.

 Publicado en Paleo. Año 8. Numero 43. Marzo de 2010.

En la localidad de Bajo Tala en la ciudad de San Pedro se produjo otro hallazgo sorprendente. El Museo Paleontológico de la ciudad descubrió dos enormes incisivos de 15 centímetros de longitud que pertenecieron a un Toxodon platensis. Este animal de grandes pezuñas es autóctono de la región sudamericana y su cráneo superaba ampliamente los 80 centímetros de largo en edad adulta.

Los dientes encontrados tienen forma rectangular y se estima que era necesaria esa forma para que el animal pueda arrancar sin inconvenientes la abundante vegetación de la que se alimentaba. La Reserva Paleontológica “Campo Spósito”, donde fueron hallados los fósiles, es el principal lugar de trabajo del Museo “Fray Manuel de Torres”. Allí se encuentran con frecuencia este tipo de piezas con lo que se calcula que debido a la abundancia de los restos el lugar poseía las condiciones óptimas necesarias para el desarrollo normal de esa especie.

Sorprendentemente los fósiles presentan un excelente estado de conservación y ya están disponibles para su contemplación en las instalaciones del museo en pleno centro de la ciudad de San Pedro.

 


Hallazgo de fósil en el norte de Buenos Aires revela misterios de un río prehistórico.

  Publicado en Paleo. Año 8. Numero 43. Marzo de 2010.

Se trata de una escápula completa que presenta incrustadas en su superficie dos rocas redondeadas que muestran claramente signos de haber sido arrastradas por una fuerza que les ocasionó un pronunciado desgaste.

La pieza fosilizada, de 53 centímetros de largo y 25 centímetros de ancho, fue hallada en los últimos días por expertos del Museo Paleontológico de la ciudad de San Pedro (165 kilómetros al norte de Buenos Aires), en un sitio conocido como Campo Spósito, donde ya se han hecho importantes descubrimientos y que alguna vez fue un curso fluvial.

Según interpretan los paleontólogos, las rocas rodaron por el fondo del río, arrastradas por una importante corriente, hasta quedar atrapadas entre las piezas óseas. "Esto es un dato revelador si pensamos que ese yacimiento fue el fondo de un lecho prehistórico, ya que, de acuerdo a la ubicación de la escápula y a cómo se trabaron las rocas en ella, podemos saber en qué dirección fluían las aguas de un río hace medio millón de años atrás", destacaron los expertos. En este sentido, el descubrimiento revela que este antiguo río fluía en dirección sureste-noroeste, un sentido diferente al de los actuales arroyos de la región norte de la provincia de Buenos Aires, lo que permitirá establecer datos sobre los cambios concretos que ha sufrido el relieve del suelo bonaerense a lo largo de miles de años.

Además, los expertos creen que conociendo hacia dónde corría ese río, aumentarán sus posibilidades de búsqueda de fósiles en el lugar ya que pueden anticipar los puntos donde se depositaban las piezas aún antes de excavar. Bancos de piedras redondeadas, huesos erosionados de manera inusual, restos de diversos animales agrupados y el hallazgo un fragmento fosilizado de un pez fueron algunas de las pistas por las que los paleontólogos concluyeron que Campo Spósito, ubicado a 10 kilómetros de San Pedro, acoge el lecho de un antiguo río desaparecido ya.

Los trabajos en ese yacimiento, iniciados en 2001, permitieron determinar que las piezas fósiles se habían preservado en una delgada capa de sedimentos de unos 70 centímetros de espesor, sedimentos que hace medio millón de años conformaban el barro que cubría el fondo del río. Entre otras piezas, en este sitio se han hallado un fémur de perteneciente a un embrión de armadillo gigante, los restos de una manada de perezosos gigantes y de équidos fósiles.

 


Encuentran fósiles de  un Anmonite del Periodo Devonico en Calafate.

   Publicado en Paleo. Año 8. Numero 43. Marzo de 2010.

Personal de la Gendarmería dependiente del Escuadrón de El Calafate realizó las actuaciones de constatación del hallazgo de un Anmonite de gran tamaño. Se trata de un sitio en donde se encuentra una gran pared de piedra que podría contener otros fósiles. 

Personal del Escuadrón 42 de la Gendarmería Nacional de El Calafate realizó la constatación de un nuevo yacimiento de fósiles marinos, esta vez en cercanías de la localidad de El Chaltén. La patrulla de montaña realizó la revisión de un sitio cuya ubicación se mantiene en reserva, luego que un habitante de esa localidad alertara sobre la existencia de un importante fósil, fácilmente identificado.

Se trata de un Anmonite, una especie de molusco que existió en los mares durante las épocas de Devónico al Cretácico. De acuerdo a las primeras averiguaciones que realizaron los gendarmes, el fósil encontrado es un anmonite del cretácico inferior del estrato llamado Río Mayer, con unos 500 millones de años de existencia. Quienes actuaron en el caso, comentaron a esta corresponsalía en El Calafate que luego del aviso de un vecino, una patrulla se dirigió al lugar y realizó las constataciones típicas del caso, con las actas de rigor y muestras fotográficas. El oficial a cargo del grupo, David Flores comentó que la documentación fue enviada a la Secretaria de Cultura de la provincia, para que allí se tome nota del hallazgo y realicen las acciones que crean pertinentes.

El fósil forma una gran roca en forma ovalada que parece haberse desprendido de una gran pared de piedras. El sitio es de difícil acceso al que se debe descender por un sitio de piedra laja. Prensa Libre también conoció que a orillas de un río, el fósil fue encontrado con un quiebre en su mitad, lo que se habría originado cuando la roca se desprendió y cayó desde la pared.

El informe que la Gendarmería envió al área cultural del Gobierno provincial, también explica que mediante las caras internas de las mitades del fósil se observa lo que sería “el aparato digestivo” de esa especie marítima, la que se encuentra en estado de cristalización en material similar al cuarzo con diferentes tonalidades de color negro.

Maximiliano Testa Ricca es el vecino de El Chaltén que descubrió el sitio hace tiempo atrás cuando realizaba una caminata por lugares no tradicionales. De hecho el sitio no es conocido por algún nombre en particular. Una semana atrás, el hombre guió a los gendarmes hasta el lugar donde se constató el anmonite. La existencia del fósil en ese sitio podría ser el anticipo del encuentro de un yacimiento de importancia. Junto al anmonite se encontraron otros fósiles menores que hasta ahora no pudieron ser constatados sobre su especie.

 


Descubren pequeños fósiles en el Río Las Minas.

 Publicado en Paleo. Año 8. Numero 43. Marzo de 2010.

El hallazgo de fósiles de conchas en el sector de Río las Minas, a la altura del sector Los Huertos, sumado a la presunta aparición de pinturas rupestres en el lugar, deja nuevamente en evidencia el potencial  paleontológico que posee la región, ante el actual descubrimiento de cuatro ictiosaurios en Torres del Paine. Los restos fosilizados de especies supuestamente acuáticas de pequeña envergadura, fueron hechos por el excursionista y excavador por hobbie, Jorge Ojeda, quien al momento del descubrimiento de los ejemplares se sintió bastante contento e impresionado.

El aventurero y autodidacta magallánico señaló que “realizo actividades de excursión, porque me gusta. Salgo a caminar y donde veo posibilidades de encontrar algo, comienzo a excavar”, agregando que “ante tanto descubrimiento arqueológico importante en la región, me siento orgulloso de poder aportar con mi granito de arena a la sociedad, para ver si algún día puedo descubrir algo realmente importante”. Las piezas encontradas serán entregadas a especialistas de Instituto Nacional de las Ciencias Antárticas (Inach), para comprobar su verdadero valor histórico y paleontológico.

 


Presentan a Najash rionegrina,

la serpiente terrestre mas primitiva.

 

Las primitivas serpientes del período Cretáceo tenían patas y vivieron en la provincia de Río Negro. Patagonia, Argentina. La conclusión surge a partir de un fabuloso descubrimiento realizado hace dos años por el paleontólogo argentino Sebastián Apesteguía en el paraje La Buitrera, a 20 kilómetros de Cerro Policía. El animal fósil vivió hace unos 90 millones de años, midió unos dos metros de largo y su existencia plantea claramente la posibilidad de que la evolución de los ofidios se dio más en la tierra que en el mar, contra lo que se creía. El descubrimiento fue revelado internacionalmente a partir de una publicación de la prestigiosa revista norteamericana "Nature".

Además, los fósiles del ofidio cretácico fueron presentados en Buenos Aires en una conferencia de prensa en la que estarán el director del museo de Cipolletti Carlos Muñoz, Apesteguía y otros integrantes del equipo que realizó el hallazgo.

La serpiente fósil fue bautizada como "Najash rionegrina" y vivió en el período Cretácico superior en una zona donde, entre otra fauna, se ha encontrado una madriguera de efenodontes. La revelación científica detalla que esta serpiente estaba dotada de robustas patas posteriores con las que podía escarbar. Esto hace suponer que "las primeras serpientes evolucionaron probablemente más en tierra que en el mar", se entusiasmaron los investigadores: Apesteguía, del Museo Argentino de Ciencias Naturales y Hussam Zaher, del Museo de Zoología de la Universidad de San Pablo (Brasil). Los dos expertos le dieron el nombre científico de "Najash rionegrina" inspirándose en el nombre hebrero de la serpiente bíblica, Najash, y en el lugar de su hallazgo. Gracias a este descubrimiento, los científicos disponen por primera vez principalmente del hueso sacro (el hueso triangular que está situado en el centro de la cadera) y otros huesos de la pelvis que unen la espina dorsal y los restos de las patas traseras de un reptil. "Hay una patita totalmente articulada, la encontró Pablo Gallina el mismo día que encontramos los fósiles de efenodontes", le explicó Apesteguía a "Río Negro".

La robustez de las patas de la serpiente fósil hace pensar en un animal que tenía l costumbre de escarbar con ellas. Más tarde, los descendientes de la especie descripta perdieron su hueso sacro y después las patas al cambiar de estilo de vida. Algunos nunca abandonaron tierra firme, y otros se adaptaron a la vida acuática. Además, puesto que ésta es la única culebra conocida que no ha perdido su hueso sacro, necesariamente debe ser la más primitiva.

"Desde que comenzamos a trabajar en La Buitrera fuimos encontrando muchos huesitos que identificamos como de serpientes, las apariciones fueron varias y la más relevante fue la de Pablo Gallina, aunque también encontramos medio cráneo de otro individuo. En total, eran tres individuos", fue más allá el paleontólogo.

Los investigadores no son los primeros que sugirieron el origen terrestre de las serpientes, pero son los primeros que disponen de pruebas concretas, en forma de fósiles, que dan luz sobre los mismos comienzos de su evolución. Las huellas de esta evolución quedaron en algunas especies vivas que están dotadas de pequeñas "garras", los vestigios de las patas posteriores. "La criatura evidentemente vivía en tierra, tanto porque su anatomía indica que vivía en hoyos como porque los yacimientos donde se hallaron los fósiles correspondían a un medio terrestre", dijo Zaher desde Sao Paulo.

Najash tiene numerosas características que dan indicios de una vida sobre o debajo de la superficie terrestre y que también aparecen en especies de serpientes primitivas que aún existen. Esto respalda la hipótesis de que las serpientes tienen un origen terrestre y no marino.

"De manera que si la serpiente más antigua vivía en tierra, esto indica que evolucionaron en tierra. Últimamente habían aparecido escasos elementos que aportaran al debate, necesitábamos algo nuevo. Y esta serpiente sin duda es un nuevo punto de partida para el debate. Si bien la criatura conservaba dos patas traseras diminutas, reptaba como una serpiente moderna, dijo. Probablemente las usaba en ciertas circunstancias, pero no está claro en cuáles", añadió.

Debido a que carecen de extremidades, el esqueleto de las serpientes actuales se limita a cráneo, columna vertebral y costillas. Sin embargo, en especies primitivas y en serpientes gigantes se encuentran vestigios de pelvis y fémur.

La criatura, llamada Najash rionegrina, es "un animal fantástico", dijo Jack Conrad, investigador del Museo de Ciencias Naturales de Nueva York que está organizando una exhibición sobre lagartos y serpientes. "Ayudará a resolver algunas polémicas sobre la evolución y los orígenes de las serpientes", dijo Conrad, y añadió que si bien nunca había tomado partido en el debate sobre tierra o mar, "esto empieza a convencerme".

Olivier Rieppel, especialista en reptiles fósiles del Museo Field de Chicago, dijo que era un hallazgo importante y que Najash es evidentemente la serpiente más primitiva que se conoce. "Si las serpientes evolucionaron en tierra en lugar del mar, tal vez no se hallarían todos los fósiles que registran su evolución porque éstos se conservan mejor en un ambiente marino", dijo.

 

 

 

 

 

El resto de todas las noticias Paleontológicas, y todas las imágenes de los mas interesantes hallazgos, exhibiciones, congresos y museos, las encontras bimestralmente en >>>>>>>>>>

 

Noticias Paleontológicas de Argentina      Noticias Internacionales de Paleontología

  Mas Información, Mas Fotografías en Paleo.

 
 

Usted es el visitante numero que consulta esta sección.


En tu hogar

Formato PDF

Archivo

Tu Homepage

En tu mail

En tu PDA
Bajar Zip   Imprimir
RSS

Volver a la Pagina Anterior 

^ Arriba

Pagina Principal del Grupo Paleo

Principal PaleoArgentina Agregar en Mis Favoritos Contáctese a PaleoArgentina

Copyright  ©  2001 - PaleoArgentina Web. Pagina de Divulgación Científica del Grupo Paleo Contenidos Educativos. Aviso Legal Pagina Abierta a toda la comunidad. Todos los derechos reservados.  www.grupopaleo.com.ar/paleoargentina/.

 

Política de privacidad   Objetivos   Declaración de responsabilidad   Aviso Legal   Colaboraciones   Contactos   Salir

 

En tu Facebook

se el primero de tus amigos

 
 

It selects Language

 

+  idiomas / + Language

 
 

 

 

 

 

Queres agregar algo o notificar un error? -   PaleoArgentina es un lugar abierto a toda la comunidad científica, técnica y aficionados. grupopaleo@gmail.com

Aviso Legal

 

 

 

 
Grupo Paleo
PaleoArgentina
Agregar a Mis Favoritos 
Presentación
Objetivos
Colaboraciones
Copyright 
Política de privacidad 
Declaración de responsabilidad 
Aviso Legal
 

Buscanos en

como

 
Introducción
PaleoGuia
Precámbrico
Paleozoico
Triasico
Jurasico
Cretácico
Paleoceno
Eoceno
Oligoceno
Mioceno
Plioceno
Pleistoceno
Holoceno
Bibliografía
 

 
Paleo Pioneros
Paleo Lectores
Paleo Divulgación
Paleo Instituciones
Paleo Exposiciones
Paleo Congresos
Paleo Resúmenes
Paleo Bibliografía
Paleo Turismo
Paleo Web Site
Paleo Climatología
Paleo Internacional
Paleo Hemeroteca
Paleo Glosario
Paleo Videos
Paleo Animatrónica
 

 
Sabias que?
Tiempo Geológico
Donde Estudiar 
Para los mas pequeños
El origen de la vida
Ingreciones Marinas
Estampillas Fósiles
Nuestros Artistas
Antartida - Antartica
Documentales y.....
Principales Yacimientos
Apuntes Universitarios
Paleo Escolar
Preguntas Frecuentes
Ley de Protección
Geografía Continental
Combustibles Fósiles
 

 

 

 

 

 

EXTRAER, ROMPER, APROPIARSE O VENDER FÓSILES ESTA PENALIZADO!!!

>>Ver Ley